Categorías
General

No sea un informante al volante

Con ese título un buen amigo subió una gráfica a Facebook en la cual mencionaba varios errores que, como parte de la “bichería” nuestra de cada día, cometemos a diario, y que le hacen la vida más fácil al maleante a la hora de pasarnos por la piedra.

En la publicación presenta la parte trasera de una SUV con un sinnúmero de calcomanías, “banners” y hasta el bordecito ese que le ponen a la tablilla, que pueden verse “gufiaos”, pero que nos pueden obrar en contra. No sé si esto tendrá algún efecto en los que me leen o si simplemente lo verán como algo sin importancia, pero de algo quería escribir y me pareció buen tema. A lo mejor es una mierda, pero está interesante, como mínimo.

Voy por parte.

Una calcomanía de una pelota de béisbol con el nombre del equipo y la liga menor en la que juega tu hijo, justo al lado de otra con una silueta de una bailarina de ballet, también con el nombre del club al que acude tu hija. O sea, le estás diciendo a los demás dónde pasan el tiempo libre tus hijos.

Luego tiene una calcomanía de una motora “escramber”, en buen boricua, lo que revela cuál es tu hobbie o que, como mínimo, eres dueño de una de esas motoras. Acto seguido, un corazón con la cara de un perrito y su nombre. Esto añade que eres animal lover y que un pillo fino puede hasta llamar por su nombre a la mascota y manipularla. En especial si es una igual de pendeja que la que aparece en la calcomanía de esta publicación.

Más abajo (y la que siempre me ha jodido la existencia a mí, solo porque sufro calentura ajena), el logo de la escuela de tus hijos con nombre y todo, cuestión de que los maleantes sepan que de 8 a 3 tus hijos están en esa escuela.

Para darle algo de dirección a ese maleante, le añade un “bumper sticker” con el nombre de la urbanización donde vives y hasta el club social al que perteneces. De nuevo, ¿para qué hacérselo difícil a los amigos de lo ajeno, cuando podemos darle todos los detalles con pegatinas coloridas?

Pero esto no termina aquí. Arriba a la derecha tiene un sello de Bebé A Bordo, que muchos creemos que eso hace que los demás conductores te tengan empatía y prefieran llevarse enredados a los peatones o cualquier otro carro, antes de chocar con el tuyo. Pero esa no es la verdad. Según los estudios sobre actividad criminal en varios estados, esto es un indicador para el pillo de que usted se podría distraer con más facilidad en su vehículo mientras atiende a su bebé, lo que evita que esté pendiente a los alrededores, en caso de que alguien se le vaya a acercar para atacarlo.

Un poquitín más abajo aparece otra calcomanía que dice “INGENIERO”. Sí, para que la persona sepa de qué vive y que es muy probable que tenga par de pesos. Sí, porque nadie pone un sticker que diga VENDEDOR, GONDOLERO… lo que ponen son las mismas 3 profesiones que aún si eres un muerto de hambre, hace que la gente piense que tienes chavos. O sea, ingeniero, médico y abogado.

Y las últimas dos; una tablilla personalizada, que en lugar de exhibir 3 letras y 3 números, dice CHENCHO o MACHOMAN, algo que se le haga más fácil identificarte y seguirte… y la mejor de todas, la más idiota, a mi juicio, la calcomanía de Glock u otras marcas de pistolas. Sí, porque usted quiere que el pillo sepa que lo primero que tiene que hacer al atacar o asaltar donde usted se encuentra, es pegarle un tiro a usted porque, hello, ya le dijiste que estás armado.

En fin, como dije al comienzo, no sé si usted vea esto como una serie de alertas sobre errores que pueden facilitarle la labor al maleante, o si le parece que es una exageración, pero creo que por lo menos merece la pena analizarlo.

No sea un informante al volante. JAJAJA, admito que el eslogan es medio pendejo, pero cumple su propósito. Bendecidos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Derechos reservados (C( 2011 / 2022. Prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página sin que se mencione que procede de APlenaVista.com))