Categorías
El Rincón de Juanjo

¡Falso!

Lamento tener que empezar con esa palabra, pero es lo que aplica.

Cada cierto tiempo, como mis lectores ya deben haber notado, saco un espacio para hacer lo que yo llamo EL MAPA y aclarar información incorrecta o falsa, como cada cual quiera etiquetarla, sobre cosas que salen en algunos medios de noticias.

Los que me siguen también saben que yo amo la profesión del periodismo, que estoy convencido de que no existe la democracia plena sin libertad de prensa, y que mis críticas no son al periodismo en sí, sino a ciertas situaciones que, por las motivaciones que sean, rayan en el amarillismo, sensacionalismo o, peor aún; en la injusticia.

En el día de hoy quiero hablarles de un titular que surgió en un noticiero televisivo y los eventuales posts de un amigo periodista (y sí, dije amigo porque, sin decir su nombre, creo que es una buena persona y un buen amigo, independientemente de que en ocasiones no estemos en la misma página), alegando que el Departamento de la Familia (DF) le dio la custodia de dos menores a un individuo que estaba en la lista de los más buscados por la Policía, y que fue asesinado la semana pasada en Aguadilla.

Este tipo de historia es importante trabajarla con mucho cuidado porque se trata de una denuncia seria, y el pueblo no puede tener dudas de que el sistema funciona, en especial cuando se trata de la custodia de menores de edad. Así que, como suelo hacer, investigo todos los pormenores antes de llegar a conclusiones. Entonces, tras investigar a fondo, les doy el siguiente resumen para que tengan en contexto qué y cómo sucedió:

1. Sí, este individuo, de nombre Melvin Villanueva Llorens, estuvo en la lista de los 10 más buscados por la Policía en el área de Aguadilla. Tomen nota de que dije ESTUVO.
2. Como pueden apreciar en la foto que acompaña este artículo, esto fue en el 2021.
3. Como también pueden apreciar en esa misma foto, en la lista de los 10 más buscados por la Policía en Aguadilla en este año 2022, el individuo NO ESTÁ.

¿Qué sucedió entonces? Vamos al mapa.

Este individuo estaba en esa lista de los 10 más buscados por un caso de Ley 54 en 2021. El caso NO PROSPERÓ, SE CAYÓ, llámelo como quiera. No es problema de nadie o de alguna agencia de gobierno saber por qué no prosperó.

Por tanto, cuando se da el proceso de solicitar al Tribunal para que autorice al Departamento de la Familia (DF) para que le den la custodia de sus 2 hijos, ÉL demostró (sí, demostró) ante el Tribunal que NO TENÍA EXPEDIENTE CRIMINAL.

Pero vamos, ustedes saben que mis escritos no son aptos para morones y que siempre les digo que no me crean ciegamente, sino que analicen. Bueno, analicen. ¿Hace sentido que mientras el individuo estaba en la lista de los más buscados, acudiera al tribunal y, no solo eso, sino que demostrara que tenía un expediente limpio? Vamos más lejos; esto se da en el mismo Tribunal que lo tenía el año anterior procesándolo por los cargos que lo llevaron a estar en la lista de los más buscados. ¿Verdad que no?

Entonces, ¿qué pasó?

Sencillo. El tipo DEMOSTRÓ (sí, nuevamente, nos guste o no, demostró) que no tenía récord criminal en esos momentos. Por tanto, el Tribunal autoriza la custodia de sus hijos.

Pero esto no se queda ahí. El Departamento de la Familia va al field y, por casi un año, investiga, visita la escuela de los niños, visita el hogar, lleva a su padre a talleres, se asegura de que están bien cuidados, constata que hasta están subiendo las notas en la escuela, entre otras cosas importantes. Luego, y solo luego, accede a llevar el asunto ante el Tribunal para dar la información y que el Tribunal determine si el individuo puede obtener la custodia de los niños. 

¿Vieron?

Ah, usted puede decir que a lo mejor el tipo era buen padre, pero a lo mejor también estaba en malos pasos. ¡Claro que es posible eso! Chequea la historia de Pablo Escobar y verás que esos escenarios son posibles, sí. Pero, a la hora de decidir sobre la custodia de unos menores, solo se trabaja con lo que se sabe, lo que consta, no lo que se dice o se especula.

Dicho todo lo anterior, se estarán preguntando ya cuál es mi problema.

Bueno, que muy a pesar de que toda esta evidencia YO MISMO se la di al noticiero, una hora después el amigo periodista publica en sus redes lo siguiente: “Melvin Villanueva Llorens, el más buscado x la policía y sospechoso de tener punto de drogas que murió en el doble asesinato de Aguadilla, había recibido la custodia de 2 hijos que le acompañaban en medio del ataque. Ahora la historia.”

Esto es misleading. Sí, había recibido la custodia, pero NO estaba en la lista de los más buscados. Estuvo y la propia Policía lo removió de esa lista por lo que les expliqué anteriormente. Voy más lejos; el tipo estaba con su familia haciendo compra en un supermercado cuando lo mataron, que ni siquiera se puede decir que estaba capeando o cometiendo un delito. Y usted puede decir que “a lo mejor el periodista no tenía los datos”. Pues ahí está mi coraje, que, precisamente, yo, sí, yo hablé con su jefe de redacción antes y este le informó al periodista y al resto del equipo de noticias sobre la verdad.

En fin, me consta que el amigo periodista es buena persona, pero este tipo de acción es injusta y le hace daño al periodismo que, como dije antes, es necesario para que podamos gozar de una democracia plena.

Bendecidos.

Una respuesta a «¡Falso!»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Derechos reservados (C( 2011 / 2022. Prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página sin que se mencione que procede de APlenaVista.com))