Categorías
Advocacy Opinión

No son tan accesibles las pruebas de Covid para ciegos

A principios de este año el presidente Biden anunció que harían disponibles pruebas caseras de Covid a los ciudadanos que lo solicitaran. Debo añadir que el proceso para solicitarlas via internet fue uno bien diseñado de manera que cualquier persona pudiera solicitar las pruebas sin ninguna complicación. El proceso está a cargo del correo federal ya que son ellos quienes toman la orden y hacen la entrega. Sin embargo, tan pronto empezaron a llegar las pruebas a los hogares comenzaron las críticas de parte de distintas asociaciones que representan a la comunidad de personas ciegas. La razón para la crítica era una válida. El resultado de la prueba es uno visual en el cual luego de que la persona se hace la prueba, el resultado negativo se comprueba mediante la aparición de una rayita, y el resultado positivo mediante la aparición de dos rayitas. Si no puedes ver, no puedes saber si salieron las rayitas.

Varios meses después el presidente Biden anunció que el gobierno había adquirido unas pruebas que harían disponibles sólo a personas ciegas las cuales nos permitirían conocer los resultados sin depender de otra persona que nos hiciera la lectura. Eso fue una gran noticia ya que el fin principal de los reclamos de accesibilidad en todos los ambientes es que una persona con impedimentos, y en este caso particular una persona ciega, pueda vivir de manera independiente sin tener que depender de otras personas para poder lograr sus objetivos.

En el caso de estas pruebas accesibles el paquete incluye un analizador de la muestra que es electrónico y que se conecta a un teléfono inteligente mediante tecnología Bluetooth a una aplicación que te muestra no sólo los resultados, pero también te guía por el proceso de realizar la prueba. Como persona ciega que uso diariamente la tecnología para muchas de las cosas de mi vida cotidiana rápidamente me apunté para recibir las pruebas. Originalmente enviaban una caja con dos sets de pruebas, y luego abrieron una segunda ronda en la que enviaban un paquete con 12 cajas adicionales. Terminé recibiendo 14 pruebas de Covid accesibles. Son demasiadas, pero recuerden que hay que pedirlas antes de necesitarlas ya que el envío toma tiempo y si esperas a tener síntomas, cuando las recibas ya habrás recuperado y darás negativo, o habrás fallecido lo que también es negativo.

Ayer me sentía un poco raro con algunos síntomas que pueden ser del virus, pero que también los he tenido en el pasado como consecuencia de los polvos del Sahara. Sin embargo me pareció que era el momento de probar las pruebas para saber si son tan convenientes como se anunciaron. Antes de que se preocupen, el resultado fue uno negativo, por lo que estoy bien. Recuerden que para este tipo de cosas es algo positivo dar un resultado negativo.

Comencemos la evaluación indicando que para poder hacer esta prueba necesitas tener un teléfono inteligente lo que puede ser un disuasivo para algunas personas que no posean esta tecnología, pero para ser honesto todas las personas ciegas que conozco tienen un iPhone o un Android debido a que los utilizamos para muchas gestiones de nuestra vida cotidiana. En mi opinión, luego de que una persona ciega tenga movilidad mediante el uso de bastón blanco o de un perro guía, su próxima prioridad debería ser tener un teléfono inteligente que le ayudará en muchas otras cosas de manera que podamos vivir de forma independiente.

Lo primero que hay que hacer es bajar la aplicación la cual pueden conseguir en el App Store buscando el nombre “Ellume”. Por si acaso, todos lo pueden hacer ya que no es una app hecha sólo para personas ciegas. De hecho, me parece que no fue programada tomando en cuenta a las personas ciegas ya que su funcionamiento aunque accesible, tiene mucho que puede mejorar en cuanto a accesibilidad. Ciertamente no me extraña que sólo tenga una estrella en el App Store de Apple.
El app una vez lo abres para hacer la prueba lo primero que te muestra es la pantalla con todas las cosas que nadie lee de sus términos de privacidad, responsabilidad, etc. Para aceptar esos términos tienes que oprimir un botón que sólo dice X, lo cual normalmente es la etiqueta que se usa para indicar que quieres cerrar la pantalla, y que me causó confusión, y luego tienes que oprimir el botón de continuar. Lo siguiente es completar un formulario el cual es una invasión de privacidad ya que tienes que dar nombre, dirección, número de teléfono, rango de edad, etc. y que dicho sea de paso aunque supongo ellos guardan esa info en algún lugar, tu no tienes acceso a la misma por lo que cada vez que te hagas nuevamente la prueba tienes que perder tiempo llenando nuevamente el formulario. Truquito: Si sólo quieres saber resultado y no interesas evidencia escrita del mismo puedes completar el proceso con tan sólo llenar la fecha de nacimiento, el estado de residencia, y el código postal.: El próximo paso es ver un vídeo de aproximadamente 4 minutos de duración que tampoco puedes obviar no importa cuantas veces te hayas realizado la prueba y que ellos mismos te indican que no te hagas la prueba mientras ves , o en mi caso escuchas las instrucciones, y que tan poco te preocupes por memorizar ya que luego te irán dando las instrucciones paso a paso mientras te haces la prueba. Nuevamente pierdes tiempo con el vídeo largo. Deberían permitir que uno pueda evitar el vídeo.

Luego que terminas el primer vídeo es que se pone interesante el asunto. En la caja de las pruebas vienen los materiales para hacer dos pruebas. Para cada prueba si mal no recuerdo hay tres cosas distintas las cuales tienes que poder distinguir para no abrir dos de la misma. Sin embargo, son fáciles de distinguir para separarlas, aunque una vez tienes los tres paquetes de una prueba no necesariamente sabes que hay en cada una de ellas por lo que tienes que abrirlas. Una vez estás listo para comenzar, lo dejas saber al app para que te indique las instrucciones a seguir.

Lo primero que hay que hacer es parear el Analizador con tu celular lo cual debería ser algo fácil, pero es notable que las instrucciones no fueron redactadas pensando en la comunidad de personas ciegas. El analizador parece una memoria usb larga. Al tacto uno puede identificar un hoyo en uno de sus extremos, que es en el que luego se depositará la muestra, y en el otro extremo está localizado un botón. De acuerdo a las instrucciones debes oprimir el botón hasta que la bombilla comience a parpadear lentamente. hello, soy ciego… ¿Cómo se si está parpadeando la luz, o cuan rápido lo hace? Luego tienes que colocar el Analizador y el celular en una superficie plana uno al lado del otro a menos de tres pulgadas. Entonces debes oprimir nuevamente el botón y dejarlo apretado hasta que la luz comience a parpadear de forma rápida. Hello, soy ciego así que no veo si ya cambió la velocidad. Lo siguiente es esperar a que se complete el pareo con el celular. Sabrás que ya están pareados cuando la luz se quede encendida de forma permanente. Hello, ya ustedes imaginan lo que dije…

Debo mencionar que durante el proceso tuve la asesoría de mi hija la cual tiene vasta experiencia en estas pruebas caseras de Covid ya que tenía que realizarlas semanalmente en su universidad, aunque eran las regulares sin tecnología avanzada de Bluetooth. El próximo paso era abrir un empaque plástico con el líquido que supongo es un reactivo, y se deposita el mismo en otro envase al cual llaman gotero, pero que definitivamente no tiene forma de algún gotero con el que yo haya tenido experiencia en mi vida.

Continúa el proceso preparando el hisopo que introducirás en la nariz. El mismo viene con un adaptador instalado para la prueba en niños el cual debes remover del palito. Este adaptador es una pieza que me parece era de goma con un espesor aproximadamente de un centímetro. Básicamente al quitar esta pieza lo que haces es extender el largo del palito que introducirás en la nariz ya que debes entrarlo hasta que la parte ancha del palito toque el orificio nasal. créanme, el palito queda demasiado largo como para poder crear bastante incomodidad. Además, el hisopo es puntiagudo, y no tiene mucha cubierta de algodón lo que lo hace molestoso. Se te indica que entonces le des tres vuelta al hisopo en cada orificio de la nariz.

Una vez terminas de tomar la muestra de la nariz, y de secarte las lágrimas, aunque esto último no aparece en las instrucciones, lo próximo es introducir el hisopo en el envase que ellos llaman gotero, y entonces lo enroscas en él mismo. Te advierten que debes enroscarlo de manera fuerte y que no lo muevas mucho. La parte de meter el hisopo en el gotero puede ser un pequeño reto para una persona ciega que no ve dónde está la punta del mismo con relación al agujero del gotero, y que no puedes tocarlo para no dañar la muestra. El próximo paso si representa un reto mayor para una persona ciega. En el extremo contrario del gotero hay una tapa muy parecida a las tapas de los frascos de shampoo la cual debes abrir y entonces debes apretar el gotero para que deposites en el Analizador 5 gotas de la muestra. Te recalcan en las instrucciones que debes ser muy cuidadoso para que deposites la cantidad exacta requerida. Hello, soy ciego. No puedo contar esas gotas. Una vez depositada la muestra se lo dejas saber al app en el celular de manera que comience una cuenta regresiva de 15 minutos y que al concluir te dejará saber el resultado de la prueba.

No sé cuánto dinero pagó el gobierno federal por estas pruebas, pero supongo deben haber costado mucho más que las pruebas regulares. Si iba a ser necesario el uso de un celular inteligente me parece que hubiese sido más fácil haber preparado una aplicación que mediante reconocimiento visual pudiera indicar si había una o dos rayas en el resultado. Si se querían poner un poco más sofisticados se podían haber evitado el chip Bluetooth, y en su lugar usar la luz parpadeando en cierto patrón, con un sonido que la acompañara. Creo que estafaron a Biden con esta alternativa y que no buscaron asesoría de personas ciegas antes de comprar estas pruebas y dado que la queja era que los ciegos no podían ver el resultado de las pruebas regulares ciertamente esta alternativa resolvía el problema específico del resultado, pero complicaba el resto del proceso a las personas ciegas. Nuevamente se confirma lo que han reclamado las comunidades de personas con impedimentos de que no se tomen decisiones sobre nosotros sin contar con nosotros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Derechos reservados (C( 2011 / 2022. Prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página sin que se mencione que procede de APlenaVista.com))