Día 9: Domingo de Descanso

Hoy fue un día mas suave. En lugar de tener que levantarnos a las 5″30, nos levantamos a las 6:30 de la mañana.Fuera de hacer las tareas rutinarias del perro, lo único que trabajé fue con el clicker. Con este sistema le enseñé a Pilgram a identificar mi silla en el comedor. A la hora de la cena hice la prueba, y el perro cumplió perfectamente con su tarea.El clicker presenta un mundo de posibilidades en lo que le podré enseñar a Pilgram en el futuro.

Luego de cenar nos reunimos con un compañero de mi grupo, quién nos obsequió con una copia de un libro que publicó recientemente sobre la historia de una escuela de personas ciegas que se fundoo en su estado natal hace mas de 150 años. Esta persona es totalmente ciega, y es profesor de leyes en la universidad.

Carlos